Houston Party
 en Facebook  en Twitter  en Instagram  en YouTube

News

Latest news

20/07/16

tindersticks, este jueves en Madrid y el viernes en Cartagena

Tras su espectacular actuación el pasado 2 de julio en el pontevedrés Atlantic Fest de la Illa de Arousa  (leído por ahí: "el único instante del festival en que enmudeció por completo la carpa"; "toda su fuerza evocadora siguió ahí, palpitando para quien tuvo a bien mecerse con su belleza a orillas del Atlántico"), los británicos tindersticks nos visitan otra vez esta semana para ofrecer dos nuevos conciertos. Son los que darán este jueves 21 de julio en Madrid (en el Teatro Circo Price, dentro del ciclo Veranos de la Villa) y el viernes 22 en Cartagena (en el Auditorio Parque Torres, dentro de La Mar de Músicas). Actuaciones que les servirán para presentar los temas de su último LP, "The Waiting Room", que salió en enero y es el décimo de su dilatada trayectoria, cuyos inicios discográficos se remontan a 1993 (hacía dos años que se habían formado como grupo). "Un conjunto de canciones que inscribe directamente sus intensidades y sus visiones románticas en el corazón del oyente" (Uncut); "sigue siendo una banda única, manteniendo el sentido de la creatividad y haciendo bella música" (The A.V. Club); "es difícil que tanto sus mayores fans como los recién llegados no se derritan ante su exuberante fachada" (The 405). Son tres de las muchas reseñas positivas obtenidas por "The Waiting Room". Ejemplos de que se mantienen en plena forma y que reivindicarlos como unos clásicos contemporáneos puede y debe hacerse en presente de indicativo, de manera que evocar su pasado es una licencia que no debe interpretarse en clave nostálgica, sino informativa. A ello vamos, pues. No está de más recordar, pues, que su primer álbum, "Tindersticks I", ya mostró muchos de los rasgos distintivos que han marcaron su trayectoria. Con arreglos de y para sibaritas y la voz de barítono de Stuart Staples, sus canciones se lanzaban por las sendas de Gainsbourg y Hazlewood. Al frente, un "crooner" distinguido para los momentos melancólicos y dándole cobertura, una ristra de de instrumentos que flotaban o lloraban -violines, carillón, trompeta, vibráfono, órgano Hammond...-. Del excelso pop de cámara de sus primeros tres álbumes, recibidos por la crítica con los brazos abiertos, pasaron a arrimarse al soul con "Simple Pleasure" (1999) y "Can Our Love..." (2001), demostrando a los escépticos que también sabían mantener el listón muy alto cuando aligeraban el equipaje y que su libro de estilo no era tan estático como les achacaban. Aunque en 2005, cuando Staples inició su carrera en solitario, hubo rumores de ruptura, se quedaron en eso, despejados por su séptimo trabajo, "The Hungry Saw" (2008). En 2012, con "The Something Rain", su noveno álbum (siete bandas sonoras para cine, fondos sonoros para museos e instalaciones de arte y discos en directo al margen), reivindicaron de nuevo su elegancia inmarcesible, esa que con la que han cincelado "The Waiting Room".


Para saber más de TINDERSTICKS

 

Utilizamos cookies, tanto propias como de terceros, para ofrecer nuestros servicios y recoger información estadística.
Al acceder a "www.houstonpartymusic.com" está aceptando su instalación y uso en los términos de nuestra política de cookies.